Etiquetas

, , , , ,

Autoría: Lourdes Conesa Hernández. Madre del colegio de La Rosa.

¡Hola!
Muchos de ustedes no me conocen, soy una madre del colegio de la Rosa; mi nombre Lourdes aunque muchos me conocen por “Lolu”. Quiero decir que me alegro de haber compartido nueve años con todos ustedes, madres, padres, alumnos, profesores, etc.


Los colegios unitarios no son sólo colegios, es alegría, es compartir; es y será una familia y espero que sigan así.
Quiero en especial dar las gracias a Mayte, a Haidée, a Cami, a Olga por sus amistades y el saber escuchar y oír a todos los niños.
A ti Álvaro, gracias por volver con nosotros aunque nunca nos dejaste, en una lucha dura pero saldremos adelante, las unitarias son nuestras.
María, me acuerdo el día que te conocí, me diste la impresión de ser muy seria, pero a medida que te fui conociendo me di cuenta que eres muy alegre y divertida, que te gusta la marcha como a mi. Me alegro de haberte conocido; suerte y no nos dejes por lo menos en mucho tiempo.
A Juan lo conocí como profe de educación física y de música del colegio de Don Pedro, porque antes era el colegio don Pedro, no el de La Rosa. Cuando se quedó con nosotros, todos estábamos muy extraños por el cambio de las normas viejas a las nuevas ideas, nos dio una forma nueva de ver el colegio: excursiones, acampadas, jornadas por la Paz, etc.
Todos los padres y alumnos estaban tan contentos, que nos reuníamos para que todo saliera bien y así era. Y, para todos nosotros, no es nuestro profe si no Juan, simpático, divertido que con su “Pipiripi” o un “1, 2, 3” ya los niños saben lo que Juan quiere.
Seguirán entrando y saliendo niños y él seguirá siendo así porque todo aquel que lo conozca sabe que seguirá enseñando a todos. Con alegría, aunque a veces se enfade, sólo te puedo decir gracias, gracias por estar conmigo, en las alegría, en las tristezas; gracias por aguantarme tanto tiempo.
Suerte y saludos a todos los del CER padres y profesores.
Un besote. Lourdes Conesa Hernández.

Anuncios